Épiphanie éphémère

Fugaz epifanía de una existencia

42. Noche de Epifanía.

Y allí estaba Lucas. Sus manos temblorosas sostenían aquella caja cubierta en papel de colores, adornada por un gran lazo rojo y una tarjeta: “Para Lucas”. La miró fijamente. La tocó. Aquello parecía un regalo y además faltaban la leche y las galletas.

Este año, como todos, Lucas escribió a los Reyes Magos, pero se aseguró de escribir su dirección incorrectamente. El vecino cascarrabia del tercer piso se lo agradecería.

JdDios.

Anuncios

Filed under: y otras consecuencias, , ,

6 Responses

  1. Escribes bien. Caí aquí por un comentario en CristalYColores, estoy muy de acuerdo contigo, pero te pregunto ¿si no es distinto cuando se trata de un grupo a cuando se trata del individuo?…

    pd: lamento poner este comentario fuera del tema.

  2. Glenoscka dice:

    creo que fue Lucas; porque Lucas no es capaz de algo así, estoy segura…

  3. Glenoscka dice:

    pero, porqué lo hizo así??

    • JdDios dice:

      O a Lucas no le gustó el regalo; o Lucas quiso hacer una buena acción; o Lucas quería ilusión, no evidencias… eso dependerá de quién escribió la carta: Lucas o Lucas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: